lunes, noviembre 12, 2012

RECUERDOS DE SANTA BÁRBARA.


El Real Madrid pasó ayer por el Ciudad de Valencia y consiguió llevarse los 3 puntos que estaban en juego y, además, algún que otro percance en forma de sutura en la cara de su lanzador de faltas oficial: Cristiano Ronaldo.

Curiosamente la providencia quiso que ayer, además, cayeron chuzos de punta durante el partido disputado entre Levante y Real Madrid y uno, visto lo que aconteció en el estadio levantinista y sobre todo lo que está aconteciendo en la liga no puede más que acordarse del refrán aquel de Santa Bárbara.

En pocas palabras, se ha abierto, merecidamente, la veda. David Navarro comenzará su particular vía crucis por el mundo futbolero y será ajusticiado mediáticamente por los paladines de la objetividad, por los periódicos de las aficiones y, sobre todo, por plumillas varias de los late shows (o como se diga) de la farándula nocturna de ciertos canales.

David Navarro es un jugador sucio, violento y muy agresivo. De eso no hay duda. Como tampoco la hay en el acierto que supondría decir que, efectivamente, cualquier chaparrón que le caiga sea poco. Es de justicia que actitudes como las del defensa levantinista tengan, como poco, su cuota de escarnio público. Y a fe que las tendrán.

David Navarro es ya un apestado y un vil jugador de fútbol. Un tipo que ha atentado contra el patrimonio más importante del panorama futbolístico español, por encima de la selección patria incluso, que tendrá que aguantar los merecidos mandobles mediáticos por su acción reprobable y rastrera. En su descarga, precisaremos los que estamos en otras trincheras de sensibilidad futbolística no necesariamente merengue, diremos que al menos no prosiguió con una ola de agresiones e insultos varios después de la acción del codazo a Cristiano Ronaldo.

Porque de lo anterior ha habido. Concretamente Sergio Ramos, hará un par de temporadas, tuvo a bien intentar culminar su intento de fracturar la pierna a Messi con una sesión de fuegos artificiales en la que hubo puñetazos, empujones e insultos varios para con los rivales. Huelgo decir que aquella acción, de las más salvajes que uno haya podido ver en un terreno de juego, fue despachada por los paladines nacionalmadridistas con un mutis por el foro a medio camino entre lo vomitivo y lo indecente. Y Sergio Ramos, claro está, tuvo su premio con un único partido de sanción por aquel acto de navajero cobarde.

David Navarro, ya puestos, tuvo la cortesía de perpetrar su ruin agresión con el balón en juego. Y digo ésto porque para mucho lumbreras la cosa esta del "iba a por el balón" es un atenuante (véase el plantillazo de Pepe a Alves cierto día de autos). Quien no tuvo la cortesía de agredir salvajemente con el balón en juego fue el señor Képler Laveran Lima Ferreira, conocido en esto del fútbol con el llano nombre de Pepe, cuando tuvo a bien intentar fracturar la mano de Leonel Messi en un reciente Real Madrid-Barça de Copa del Rey. Aquello tuvo, además, su cortina de humo y ración de atenuantes al gusto cuando se perpetró un video en el que Pepe declaraba que su pisotón a Messi fue de forma totalmente involuntaria. Con "su mira, apunta y dispara" de la jugada incluidos.

Por lo demás, parece que cierto desasosiego y amenaza villaratil recorre el país de la piel de toro. El Barça sigue ganando y pulverizando records ligueros y, sobre todo, manteniendo el grueso colchón de 8 puntos con el Real Madrid. Y digo que amenaza porque de los partidos del Barça ya se extraen jugadas analizables desde todos los ángulos. La última, por supuesto, la acción en la que Messi apuntillaba al Mallorca con el 2-4 en la que el nacionalmadridismo apela al integrismo interpretativo (ese que abandona con el Real Madrid constantemente), para ajusticiar las jugadas del Barça.

Como datos para terminar daremos la estadística de penaltis, esa vara de medir que sólo se tiene en cuenta en finales de liga ya decididos si hay lucha para trofeos de máximos goleadores abiertas, y precisaremos que el Real Madrid camina con la inmaculada cifra de 5 penaltis a favor por 1 sólo del Barça. En penaltis en contra es el Barça, el equipo que más llega a puerta y que más goles marca con diferencia, el que gana en este enfrentamiento directo por 2 a 0.

Aportaremos otro dato más, ya que Relaño no lo da y aseguraba que seguirían atentos las evoluciones, de que un árbitro que se equivocó, supuestamente, a favor del Barça, fue metido en la nevera de forma inmisericorde contrariando la Teoría General aquella del villarato que tuvo a bien alumbrar el director de As.

BONUS TRACK. El diario Marca ha tenido a bien tirar de historial para comenzar la martirización de David Navarro (aquí) y ha tenido la sensibilidad de colocar una foto en la que sale Luis Figo, jugador que tiene el dudoso honor de haber retirado del fútbol a César Jimenez. Enhorabuena por la cintura de los periodistas de Marca.